Mantener la competitividad a través de la digitalización

Un estudio de Detecon y Bitkom sobre la digitalización y el Internet de las Cosas muestra que el rápido desarrollo de organizaciones ágiles es imperativo para las empresas.

Las empresas que quieran seguir siendo competitivas deben ser más ágiles y trabajar en su competencia de digitalización, pero ¿cómo lo construyen las empresas? ¿Cuál es su estrategia, quién es responsable de ella y qué nuevas estructuras son necesarias? ¿Y la digitalización cuesta puestos de trabajo en la empresa o crea otros nuevos? Las respuestas se desprenden de un estudio realizado por la consultora de gestión Detecon en colaboración con la asociación digital Bitkom.

La responsabilidad recae en el CIO

Más del 50 por ciento de las empresas encuestadas ya tienen en cuenta los temas de la digitalización y el Internet de las Cosas (IoT) en el desarrollo e implementación de su estrategia empresarial, sólo alrededor del 20 por ciento no planea nada al respecto. La relevancia resultante también se refleja en la responsabilidad: la gran mayoría sigue considerando que la responsabilidad general de la planificación y la ejecución de los proyectos de IoT recae en su director general, y sólo parcialmente en el director de informática. El estudio contradice así la tendencia a menudo postulada de tener un CDO (Chief Digital Officer) dedicado en la empresa, según Detecon.

Se necesitan más estructuras ágiles

El estudio también muestra que mientras más del 80 por ciento de los encuestados considera que las estructuras ágiles son importantes o muy importantes para la digitalización de una empresa, al mismo tiempo menos del 25 por ciento de su propia empresa ya está trabajando en estructuras ágiles. Para el futuro, sólo se espera una cuota de entre el 25 y el 50 por ciento en este caso.

"Esto es tanto más sorprendente cuanto que se habría esperado un cambio más fuerte en la dirección de los principios ágiles, porque las empresas tendrán que operar en dos "modos de funcionamiento" en el futuro: Deben seguir ofreciendo un rendimiento fiable en su actividad principal, pero también la innovación centrada en el cliente y la rapidez que conocemos de las empresas de nueva creación. Y eso solo puede hacerse con estructuras ágiles", explica Carsten Glohr, socio director de Detecon y experto en estrategias de digitalización.

Por tanto, las empresas deben establecer la agilidad no solo en los procesos, sino también de forma coherente en la estructura organizativa, formando equipos digitales en red e interdepartamentales, aconseja Detecon.

Los empleados cualificados son necesarios

Según los participantes en el estudio, el IoT no destruirá puestos de trabajo; más bien, según el estudio, la automatización y la digitalización garantizarán el crecimiento del personal en la empresa. Se prevé que este porcentaje sea de hasta un diez por ciento anual. Hay una necesidad urgente de personal especializado en digitalización.

"Han surgido perfiles laborales completamente nuevos, como el de 'analista de big data' o 'gestor de redes sociales'", dice Glohr. "El hecho de que casi el 88% de las empresas quieran afrontar el reto de la digitalización principalmente mediante la creación de competencias en la empresa, es decir, contratando personal fijo, apoya esta tesis."

Cambio

Además, el estudio muestra que las empresas esperan que el mayor impacto de la digitalización provenga de sus departamentos de TI. Unidades de negocio como las de servicios, logística y producción, apoyadas por modelos de nube y software como servicio, reclaman cada vez más la soberanía sobre las TI por razones estratégicas. Según el estudio, esta evolución puede observarse actualmente en el entorno del marketing en lo que respecta a la TI de los productos. Sin embargo, los encuestados se muestran sistemáticamente a favor de una unidad de TI separada en la empresa.

"La TI se acercará a todas las demás áreas de negocio, pero no se fusionará con ellas", resume Glohr. "Por lo tanto, es necesario que los departamentos de TI desarrollen un conocimiento tan profundo de los requisitos de negocio y de los procesos de la empresa como el que ya existe en los departamentos de negocio."

Acerca del estudio

Para el estudio, se encuestó a más de 200 responsables de TI y de negocio de grandes y medianas empresas de países de habla alemana. El estudio determina cómo se desarrollará la informática en los próximos diez años.

Deja un comentario