Qué sistema de archivos usar para tu memoria USB

Las memorias USB usan varios sistemas de archivos diferentes para funcionar: FAT32, exFAT, NTFS, HFS+ y EXT. Aquí tienes los mejores según tu sistema operativo

Transportar tus vídeos y música de un dispositivo a otro no siempre es fácil y cómodo. Depende mucho del sistema operativo que utilicemos. Y ¿cómo sabemos si los archivos que queremos son compatibles con Windows, Mac o Linux?

Empecemos por el principio. Un sistema de archivos es una herramienta que permite gestionar el almacenamiento de archivos en el disco duro. Podemos pensar que es el índice de una base de datos que contiene la ubicación física donde se almacenan los datos deseados. Es con el sistema de archivos que elegimos cómo y cuándo almacenar los archivos. Forma parte de la estrategia de gestión de todo sistema operativo, por lo que cada fabricante ha desarrollado su propio sistema de archivos. Los usuarios dan por sentado los sistemas de archivos cuando se trata de gestionar sus documentos, pero es importante entender qué sistemas de archivos utilizar según sus necesidades.

Sistemas de archivos comunes

Los sistemas de archivos más comunes en Windows son FAT32, exFAT y NTFS. Mientras que en Mac el más utilizado es HFS+ y en Linux encontramos EXT. Pero también hay muchos otros sistemas de archivos, y para un usuario sin conocimientos específicos puede ser difícil saber cuáles utilizar. También porque cada sistema de archivos ofrece diferentes formas de organizar los datos en un disco duro. Esto se debe a que en realidad sólo se escriben datos binarios en los discos, y los sistemas de archivos proporcionan una forma de traducir los registros físicos de un disco duro al formato obligado por un sistema operativo específico. Así que si necesitamos transportar archivos por trabajo o por ocio y utilizarlos en sistemas operativos distintos a los que ya utilizamos, tendremos que formatear los discos duros portátiles o las memorias USB para que sean compatibles con todos los dispositivos.

Diferencias en el sistema de archivos

De los distintos sistemas de archivos, NTFS es el que utilizan las últimas versiones del sistema operativo de Microsoft. Por otro lado, ExFAT sigue estando diseñado para Windows, pero es más ligero que NTFS, que tiene sistemas de gestión de almacenamiento más complejos y, por tanto, es más pesado. Sin embargo, el principal problema no reside en la diferencia de funcionamiento de los distintos sistemas de archivos, sino en la portabilidad y la compatibilidad. Por ejemplo, HFS+ no puede escribir en discos con formato NTFS. Y todos los sistemas de archivos diseñados para Windows ni siquiera reconocen HFS+. La situación es peor para los usuarios de Linux EXT. El sistema de archivos en cuestión no es compatible para la lectura y escritura, salvo en determinados casos y con software específico de terceros, con otros diseñados para sistemas operativos diferentes.

Casos específicos

Veamos en este punto qué sistema de archivos utilizar según nuestras necesidades. NTFS es compatible con Windows XP, Windows 7 y Windows 10, sólo puede leer archivos de MacOS y es compatible con Linux pero no con la PlayStation 4. Aunque se puede utilizar en Xbox One pero no en Xbox 360. FAT32 es el mejor de todos en cuanto a compatibilidad, de hecho se puede utilizar con todos los dispositivos mencionados anteriormente. ExFAT no lee archivos de las versiones 10.6.4 o inferiores de MacOS, ni tampoco de PlayStation 4 y Xbox 360. HFS+ sólo se lee en Windows 10 y no es compatible con XP y PlayStation 4. Llegados a este punto parece claro que para la portabilidad de archivos en una memoria USB el mejor sistema de archivos, por compatibilidad, es FAT32.

Límites de tamaño

El principal problema de FAT32 es el límite de tamaño de archivo único, que es de 4GB. Para un volumen total de 8TB. Esto se debe a que, en comparación con NTFS o HFS+, se desarrolló hace muchos años y está empezando a quedarse atrás con respecto a las tecnologías más modernas. Sin embargo, para aquellos que utilizan a menudo una memoria USB en varios dispositivos, FAT32 sigue siendo el sistema de archivos preferido. Por el contrario, si sólo utiliza dispositivos Windows, NTFS puede ser la mejor solución. Lo mismo ocurre con HFS+ y EXT si sólo usas Mac o Linux.

Deja un comentario